Los dos misterios

julio 12, 2017

Siento que hay dos grandes misterios que cuando son revelados para nosotros pueden transformarnos la vida. Son los que nos hacen pasar del mero “sobrevivir” al “vivir”.

El primero es el sentido de la muerte, lo que obvio nos lleva a comprender la vida. Osea, cuando entendemos lo que significa morir dejamos de tenerle miedo y empezamos recien ahí a poder vivir. Para entrar en contacto con la muerte debemos de alguna manera tener la humildad de aceptar que existe un misterio más allá de nuestra mente limitada y miedosa, y también asumirnos como seres eternos que estamos más allá de la materia, que vinimos en un cuerpo humano a experimentar y que tenemos plazo de vencimiento. Pero que también nos vamos cuando el aprendizaje terminó, sabiendo que vendrá otros y que nunca acaba. Esta comprensión trae una enorme sensación de paz interior. Cuando soltamos la mente empezamos realmente a confiar en el misterio y vivir nuestra vida real. La confianza está conectada con la intuición, la voz de nuestro corazón, nuestro Espiritu.

El otro misterio es nuestra historia, el dolor y traumas que pasamos. Hasta no comprender el sentido de lo que vivimos no conseguimos vivir. Y tenemos tanto miedo a entrar en contacto con el dolor del pasado que vivimos, no amamos, no sentimos, lo que nos genera más dolor aún, y nuestra mente nos miente diciendo que es mejor seguir escondiendo el pasado que entrar en contacto con el dolor de nuestro sistema y sufrir. Así, nos mantenemos anesteciados en la vida y no escapamos del sufrimiento. En cambio, cuando tenemos el coraje y la humildad de mirar dentro ese dolor, empezamos a comprenderlo, a traer luz sobre esos lugares oscuros y dejar atrás el sufrimiento. De a poco comenzamos a vivir.

Entonces vemos que al final dependemos de comprender para poder vivir. Eso se llama Consciencia y por eso dicen que trabajar en ampliar la Consciencia es la UNICA salida para el sufrimiento y la plenitud. Y lo digo en primera persona.